Reserva tu hotel en: Sant Antoni de Portmany,Spain

Ahorra hasta 59% reservando hotel y vuelo al mismo tiempo

  Reserva con los expertos al 01 (800) 570-0988 24 hrs / 7 días

Sant Antoni de Portmany, Spain

Sant Antoni de Portmany es un destino vibrante y dinámico con la puesta de sol más famosa del Mediterráneo

Comida típica

Los platillos que no te puedes perder

Sobrasada,Sant Antoni de Portmany, Spain

Sobrasada Embutido elaborado con las carnes magras del cerdo y especias que se degusta asada, untada en pan o acompañando platos tradicionales.

Borrida de rajada,Sant Antoni de Portmany, Spain

Borrida de rajada Guisado que se elabora con raya, papas, huevos, perejil, ajo, pan frito, almendra tostada, azafrán y aceite de oliva.

Ensaimada,Sant Antoni de Portmany, Spain

Ensaimada Panecillo en forma de espiral preparado con manteca de cerdo, harina, huevos, azúcar, levadura y leche.

Hierbas Ibicencas,Sant Antoni de Portmany, Spain

Hierbas Ibicencas Licor preparado con hinojo, romero, hierbabuena, hojas y cortezas de distintos árboles, hierba luisa y melisa.

Comida típica de Sant Antoni de Portmany, Spain

En Sant Antoni de Portmany se mezcla lo mejor de la gastronomía ibicenca

Entre los productos típicamente ibicencos está la sobrasada, embutido elaborado con las carnes magras del cerdo y especias que se degusta asada, untada en pan o acompañando platos tradicionales; el pan payes elaborado con harina y agua que se consume con sobrasada o jitomate y aceite de oliva; el cordero ibicenco que cuenta con un sello que garantiza su crianza en la isla; el raor, pescado de temporada, famoso por su carne tierna, con pocas espinas que suele comerse frito; las almendras, habituales en los valles y campos ibicencos, y el queso artesanal de ganado bovino y caprino.

Entre los platillos tradicionales que puedes encontrar en Sant Antoni está la coca, masa rectangular elaborada con levadura, harina, manteca y aceite sobre la que se distribuyen pescado, pimientos o verduras, según el gusto, y la borrida de rajada, guisado marinero elaborado con raya, papas, huevos, perejil, ajo, pan frito, almendra tostada, azafrán y aceite de oliva.

Los arroces son un primer plato imperdible. El arroz de matanza se elabora con carne de pollo, cerdo, níscalos (setas) y especias, y el arroz a banda se cuece en caldo de pescado.

Las empanadas se elaboran con una masa fina de pan quebrado rellena de carne, pescado o verduras; los cocarrois son empanadas pequeñas con forma de medialuna rellenas de verdura o cebolla, y la ensalada payesa, muy popular en verano, incluye papas, jitomate, pimiento, huevo y cebolla.

Entre los platillos de frutos del mar destaca la borridaullit de peix, delicioso guisado con pescado de roca fresco, cocinado con papas y acompañado de arroz a banda; el frito de pulpo es la tapa más popular de la isla, se elabora con trozos de pulpo cocido y papas, y el sofrit Pagés, que lleva sobrasada, butifarra (embutido de cerdo), carne de cordero, pollo y cerdo, papas, almendra, ajo y especias.

De postre se puede saborear la ensaimada, panecillo en forma de espiral preparado con manteca de cerdo, harina, huevos, azúcar, levadura y leche; el flaó, pastel elaborado con huevo, queso y hierbabuena, que se acompaña con vino dulce o lícor de tomillo, llamado frígola; la greixonera, un pudin elaborado con ensaimadas y aromatizado con canela y limón. Su nombre proviene de la tradicional cazuela de barro donde se hornea.

Ibiza ofrece dos licores muy populares: las hierbas ibicencas, preparado con hinojo, romero, hierbabuena, hojas y cortezas de distintos árboles, hierba luisa y melisa, y el frígola elaborado principalmente con tomillo. Usualmente se consume después de las comidas como digestivo.

Mención aparte merecen los vinos ibicencos. Cuentan con la indicación geográfica Vinos de la Tierra de Ibiza, y Denominación de Origen Binissalem-Mallorca, en su mayoría producidos en el valle de Sant Mateu, en el municipio de Sant Antoni, donde se encuentran las viñas y bodegas de Can Rich, Can Maymó y Sa Cova. Los tintos ibicencos se elaboran con uva monastrell y presentan aromas a fruta madura y tomillo, mientras que para los blancos utilizan las variedades de malvasía, chardonnay y moscatel.

Disfruta del clima

Tips para disfrutar el clima

  • - Si viajas entre octubre y diciembre a Sant Antoni no olvides agregar a tu maleta un paraguas o impermeable

    - Procura empacar zapatos cómodos para recorrer este destino

    - Protégete del sol en todo momento usando bloqueador de amplio espectro resistente al agua, gorra o sombrero y lentes oscuros

     

El clima en Sant Antoni de Portmany, Spain

El clima de Sant Antoni de Portmany es mediterráneo, con una temperatura media anual de 18 °C

Prepara tu equipaje para Sant Antoni de Portmany

La temporada de verano en Sant Antoni va de mayo a octubre y se caracteriza por tener días cálidos y noches frescas, con una temperatura media de 22 °C. Agosto es el mes más caluroso cuando el termómetro puede rebasar los 29 °C. Por otro lado, octubre es el mes más lluvioso del año. Si viajas en verano a este destino te recomendamos empacar ropa ligera hecha de telas naturales, shorts, playeras, chanclas y traje de baño.

La temporada de invierno abarca de noviembre a abril y presenta una temperatura promedio de 13 °C, máximas de 19 °C y mínimas de 8 °C, siendo enero el mes más frío. Las lluvias son generalmente ligeras en esta temporada. Te sugerimos incluir en tu maleta pantalones, playeras de manga larga y chamarra tipo rompevientos para las noches frescas.

Conoce más este destino

Conoce Sant Antoni de Portmany, Spain

Sant Antoni de Portmany es un municipio español de la isla de Ibiza, situado a 15 kilómetros de la ciudad capital. Popular por la espléndida belleza de su bahía y sus espectaculares puestas de sol en la costa de ses Variades, este destino cuenta con un gran puerto que permite el tráfico marítimo de pasajeros y mercancías con la península.

El punto de referencia de Sant Antoni es la zona de Passeig de ses Fonts, sede del Ayuntamiento y del Monumento a Colón. En el centro urbano, decorado con peculiares murales se puede visitar el Espacio Cultural 'Sa Punta des Molí' con un jardín botánico, sala de exposiciones y elementos arquitectónicos de gran interés etnológico y cultural; el Faro de 'ses Coves Blanques', data del siglo XIX y actualmente aloja la sede del Centro de Interpretación de la Mar (CIM), y el Aquarium de es Cap Blanc, un acuario natural que exhibe la extensa variedad de la fauna marina pitiusa, una visita ideal si se viaja con niños.

La Iglesia de San Antonio Abad, fundada en 1385 y utilizada a menudo como fortaleza y torre de defensa, es uno de los edificios emblemáticos de la ciudad  y en su interior se exhiben varias obras de arte sacro. Otro punto de interés es la Capilla Subterránea de Santa Agnès, ubicada en una colina. Allí se han encontrado objetos que se atribuyen a la dominación púnica, romana y musulmana.

Fuera del centro urbano de Sant Antoni está la cueva de ses Fontanelles, famosa por sus pinturas rupestres de la Edad de Bronce. La zona que le rodea cuenta con un impresionante paraje de acantilados que se mantiene a lo largo de todo el municipio.

Además de la bahía de Sant Antoni, otros tres pueblos también forman parte del mismo municipio: Sant Rafel, declarado Zona de Interés Artesanal; Sant Mateu, conocido por su producción de vino, y Santa Agnès de Corona, famoso por su paisaje de almendros. Desde Sant Mateu se puede ir hacia Ses Torres d’en Lluc, un yacimiento arqueológico con dos antiguas torres y una muralla de la Edad Media. El recorrido lleva hasta una costa acantilada de enorme belleza, punto obligado de los observadores de aves, ya que ahí se puede admirar al halcón real y al halcón de Eleonor, que emigra desde Madagascar.

Para los amantes del deporte, este destino cuenta con diversas rutas de senderismo, a través de campos cultivados y zonas de pinos, por playas y acantilados. También hay rutas ciclistas y la opción de practicar diversos deportes náuticos en sus playas como navegación en velero y en embarcaciones a motor, excursiones marítimas, buceo y paddle surf o kayak, entre otras.

Entre las playas de Sant Antoni destacan la Cala Salada, un conjunto de calas de arena fina en una zona protegida de los vientos y que tiene un ambiente familiar; Cala Gració y Cala Gracioneta, son dos pequeñas calas unidas por un paseo de rocas; Caló des Moro, muy frecuentada para ver la espectacular puesta de sol, y la playa de S’arenal que bordea el Paseo Marítimo de Sant Antoni y está conformada por un sistema de playas largas y estrechas, desde las que se puede contemplar toda la bahía. 

*** La moneda oficial en España es el Euro (EUR).